martes, 23 de octubre de 2012

POEMAS DE EXILIOS Y SOLEDADES


Dibujo de Sidsel y Helene Welden.




EL VIAJE
Expulsado de mi hábitat natural por mala conducta
me colgué del ala de un triste avión nocturno
cuando los ángeles de la guarda estaban distraídos
por la terrible muerte del presidente de la República.

Sin un centavo en mis bolsillos agujereados por palabras traidoras
atravesé cordilleras ariscas y océanos despóticos
en cuclillas y con las manos en la nuca
hasta llegar desesperanzado a mi destino El Gran Mundo Viejo.

Aquí caminé siglos por calles anónimas y ajenas
sin encontrar un rincón donde descansar mis huesos
revolcándome en alcantarillas infectadas por ilusiones
y desayunando viejos vientos cansados y ecos de conquistadores.

Trepé por el mapamundi cual araña profesional
comenzando cayendo y volviendo a comenzar
lamiendo a hurtadillas a mujeres multicolores
y sudando pesadillas históricas en faenas inútiles.

Y aquí estoy ahora aún caminando
escuchando a veces los suspiros de mi país
a través de colosales hilos de fibras virtuales
sin tener idea de como terminará esta historia.



EL BESO ROBADO

Caminando por una mañana de sol
en un país que hasta entonces no había existido
con mi soledad incrustada en mi mochila
y los hombros encaramados en mis orejas
para fingir agresividad y bravura
me encontré de pronto con un ángel
que me hechizó y robó un beso.

El beso duró hasta la noche
a orillas del Canal de la Muerte
donde el ángel me sonrió dulcemente
me robó mi mochila con todos mi recuerdos
y emprendió vuelo con sus poderosas alas de vampiro.


LA NÁUSEA
Mis viejas consignas y creencias
ya olvidadas en alguna maleta
entre los escombros de mi país
vienen a penarme esta noche
entre tantos libros releídos
y vueltos a releer.
Entre tantas esperanzas ya cansadas
agonizando en la mesa y en el piso.
Tanto proyecto inconcluso
cuentas por pagar
bosquejos de rostros perdidos
en las servilletas amarillas
e intentos desesperados
por cambiar el mundo.

Las envejecidas fotografías en mis paredes
lloran desconsoladas sus soledades
mientras que todo acude a mi boca
de súbito
y no alcanzo a sorprenderme
cuando la náusea se torna violenta
y todo esto queda maravillosamente vomitado.


ÉXODO
Y se van por los caminos infértiles
las silenciosas almas de los exilios
expulsado de su tierra sagrada
por el omnipotente déspota de turno.

Y caminan en busca de un sueño humilde
techo árbol sombra y agua
un minúsculo trozo del planeta
donde hacer germinar una vez más
la verdes quimeras y el pan de maíz.


MONÓLOGO DE UN PADRE
Para Helene y Sidsel


Llegaron de prisa a un mundo extraño
donde habían volantines y helados de frutilla
pero también muecas amargas en el viento
y seres recogiendo migajas
en los basureros silenciosos.
Se encontraron con un padre singular
que reía y cantaba y a veces lloraba
y proveía un techo cálido
e infinitas noches de ausencia.
La madre era laboriosa
y las alimentaba con su leche dulce
en los crepúsculos eternos.
Vivieron el desastre de su planeta
una fría madrugada de invierno
y comenzaron a desconfiar para siempre
del  viejo pascuero.
Ahora las veo escalando montañas
cruzando puentes y caminos ocultos.
A veces hay goteras oscuras en sus frentes
que yo ya no puedo secar
o sonrisas secretas en sus corazones
que tanto quisiera compartir.



LOS NIÑOS DE LA SABIDURÍA

Descifran el misterio de la vida
a los pocos días de su llegada al mundo
y dan cátedras acerca del Universo
desde su pequeñas cunas blancas.

Tienen el asombroso talento de reír
cuando deberían llorar de amargura
y derraman lágrimas de impotencia
ante la ignorancia de sus maestros.

Aman con un amor tan poderoso
que son incapaces de traiciones
y en tiempo de dudas y derrotas
buscan consuelo entre ellos mismos.

Son agredidos por bestias al acecho
seres oscuros que hieden a cobardía
dejando imborrables heridas de interrogación
en sus transparentes cuerpos y almas.

Saben con certeza que existen los ángeles
porque vuelan con ellos en parques y plazas
y construyen fabulosas obras de ingeniería
a orillas de los grandes océanos del planeta.



LA MARIPOSITA
Para Sidsel


Y finalmente te encaramaste a la vida
atrevida mariposa de invierno
escudriñando somnolienta los últimos tulipanes
que sobreviven caprichosos en la nieve.

Pero elegiste los dorados veranos
para desplegar tu alas multicolores
succionarle todo el néctar a la existencia
y bañarte en sus seductores rocíos.


LA CREADORA
Para Helene

Abrió la puerta y se encontró con el mundo
redondo arisco giratorio
y en el absoluto centro del Universo
ella.

Miró y escuchó
y lo encontró todo bueno
y se aventuró por carreteras y bosques
bendiciendo con su dulce espíritu nuevo
los milagros y los sorprendentes acontecimientos
de la vida.

Sin temor tocó las estrellas
el oscuro vientre de los mares
los rostros multicolores de sus semejantes
las montañas perezosas
los inquietos y diestros animales
y al séptimo día descansó.



ESPACIOS

Cuando miro hacia afuera
hacia la vida de las ciudades silenciosas
a las siete de la tarde
veo pequeños espacios en los objetos
formas de aire
que interrumpen el lógico vaivén
de las líneas de la existencia.
Es ahí en esa ausencia de átomos
donde están tus manos, tus ojos
tu volumen delicado.
Los árboles son medios árboles
en este invierno tan lleno de vacíos.
Las estatuas no alcanzan a completar sus contornos
pues ahí aparece el molde de tu rostro.
Los cables telefónicos
no pueden transmitir sus mensajes urgente
interrumpidos por tu risa que no está.
Las palomas se posan en los huecos
que han dejado tus pechos y tu vientre
y yo camino con gran cuidado
evitando caer en el agujero del olvido.


EL PIC NIC

La silenciosa línea
de la vida de tu mano
se posa sobre la hierba
de este prado silvestre.

Es verano
bajo este árbol generoso.

Sacamos cada uno
de tu cesto de mimbre
un pancito horneado por ti.

Bebemos vino tinto
entibiado por el sol.

Vuelan aves de tantos colores
e intenciones
y una brisa perfecta
espanta a las moscas.

¿Qué más podemos desear de esta vida?



LA PETICIÓN
Trátame bien
trátame amablemente
con cuidado y consideración.
Háblame suave
como si yo fuera
el guardián de tus secretos.
Mírame de frente
como si fueras una gacela oliendo un trébol.
Vivamos en la tranquilidad
como una tarde de verano
donde seres alados
susurran en los árboles.
Cuando me encuentre en la oscuridad
sujeta mi cara entre tus manos
y dime
"Todo está bien.
estoy aquí para apoyarte.
estamos aquí para apoyarnos".
Seamos ingenuos y sensibles
como el lobo de mar.
Y sabios y humildes
como el pastor de ovejas
para que cada vez nos miremos a los ojos
no tengamos miedo
de lo que vemos.



MISS UNIVERSE

Sin saber qué hacer con su sorprendente belleza
camina tambaleándose y pintada de mona
por escenarios fatuos iluminados con mentiras
soñando con ser Señorita del Mundo
sin entender que nació con el título
Madre del Universo.



ESPERANZAS

La niña espera
silenciosa y solitaria
a que pase la vida
por su ventana.

La vida espera
silenciosa y solitaria
a que pase la niña
por su ventana.



LA DESPEDIDA

No hay humo
contaminación
ni un sólo átomo de polvo
rondando en su alma.

Ella está ahí
detenida
riendo
con la fuerza del Salto del Laja
llorando
como las profundidades la Minas de Lota.

Mi pequeña gacela
luciérnaga.

Amor alado
brisa.

Caricia de fuego
adiós

Una búsqueda de amor
muriendo en el camino.

Una tenue ilusión
en la nieve primaveral.


8 comentarios:

  1. Un poemario precioso y profundo, querido Ian. No hay una sóla palabra demás ni un sólo punto de menos.
    Me has dado una cátedra en como se gesta la buena poesía.
    Si tuviera que elegir tendría serios problemas pero me inclino a preferir los poemas que le escribes a tus hijas.
    Un abrazo,
    Sylvia.

    ResponderEliminar
  2. Ian, siempre reller tus poemas es un placer.
    Descubrir los nuevos ni te digo.

    Hoy me quedo con "El beso robado", todo un mundo en este poema.
    Y tu ternura hacia tus hijas.

    Besos

    ResponderEliminar
  3. Me gusta como tocas en cada poema los dos temas. El exilio y la soledad.
    Esa forma en que lo enfocas.
    Por ejemplo en el poema de la miss europa, tan bella y tan sola, el paso del tiempo hace mella en todas esas bellezas efímeras.
    El de la esperanza, es genial... todos esperamos algo de alguien, porque en esta vida, nos necesitamos. La soledad nunca es buena compañera.

    Me gustó tambien mucho el primero. El exilio forzado, la desesperación de la añoranza.

    Has puesto tantos, que no sabría por cual decidirme, y te dejaría un comentario infinito de cada uno de los poemas.
    Definitivamente me quedo de entre todos con el monologo de un padre.
    Impresionante visión de la crueldad de la vida. De la visión desde la distancia de la pérdida y necesidad de su compañia.

    Besos mediterráneos.

    ResponderEliminar
  4. Hola Ian. son unos profundos y maravillosos poemas, los dedicados a las niñas desbordan ternura. Te dire que El viaje es una clara expresión del exilio, de alguna manera como compartimos historia política de nuestros países
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  5. Ian me han gustado mucho todos los poemas que has puesto...como siempre es un gusto pasar por aquí y dejarte llevar por la poesía...
    me quedo con el de PETICIÓN...por elegir alguno... también me ha gustado el de LOS NIÑOS DE LA SABIDURÍA...
    GRACIAS por tus visitas y palabras cariñosas...
    no soy fotógrafa...muchas de las fotos que pongo son de la red...y las que pongo de mis trabajos o los rincones de mi casa, son obra de mi marido...el pone las imágenes y yo las palabras...se me da mejor...
    dice el dicho popular "que una imagen vale más que mil palabras"...pero yo prefiero una palabra, a mil imagines...
    será que nací antes de la era visual...
    un abrazo desde una España que se desangra...y de que por momentos me dan ganas de abandonar...¿me acoges en Copenhague?

    ResponderEliminar
  6. Exilio y soledad laten en las letras de cada poema. intensos, profundos y que llegan certeros al alma. No podría elegir cual me gusta más. Me gustan todos por igual, son hijos del mismo talento y pluma. Un abrazo

    ResponderEliminar
  7. Ian, nos has dejado profundos y bellos poemas, he disfrutado con cada uno de ellos.
    Gracias por tus visitas y càlidos comentarios.
    Cariños.

    ResponderEliminar
  8. Iam,todos,todos me han gustado mucho y como dice Gala,podría hacerte comentarios de cada uno...Lo que más me gusta es tu mirada amplia,que sobrevuela la realidad y te ves a ti mismo,ves a tus hijas,ves al mundo...Unas veces sin esperanza,con ironía y tristeza y otras con una intuición mágica,como en los "niños de la sabiduría"donde nos muestras tu esencia divina,tu espíritu que capta y vuela a otras dimensiones y planea con soltura y fortaleza...Tu claridad,tu sencillez,tu entrega en cada poema es admirable y nos quedamos prendidos en tus letras,bendiciendo la poesía,que nos salva,nos impulsa y nos trasciende.
    Mi gratitud por tu cercanía,siempre gratificante y mi felicitación por tu talento genuino y personal.
    Mi abrazo siempre,poeta y compañero de letras.
    FELIZ DIA Y MI ÁNIMO SIEMPRE...SÉ FELIZ CON LOS TUYOS...TE LO DEBES.
    M.Jesús

    ResponderEliminar